Prueba de fuego para Los Diablos Rojos

Con este duelo que enfrenta a norteamericanos y belgas, los cruces de octavos cierran el telón. Ciertamente, se prevé un duelo muy disputado, ya que aunque Bélgica cuenta con mayor potencial individual, no ha terminado de plasmar en el campo todas las expectativas que se habían depositado en ellos; mientras que EEUU llega a la cita con confianza después de haber apear en su grupo a la Portugal de Cristiano Ronaldo y a una de las mejores selecciones africanas, Ghana.

Estados-Unidos-Belgica

Como comentamos, el combinado entrenado por Marc Wilmots, no ha acabado de convencer a los aficionados que esperaban mucho más de los Lukaku, Hazard, Courtois y compañía. Estos partían el Mundial como uno de los nombrados a ser equipo revelación, sin embargo, con la genial actuación de Colombia, los belgas tendrán que realizar un gran partido para avanzar de fase y seguir colmando las expectativas. Por tanto, no cabe duda que este partido se presenta como la prueba definitiva para ver hasta dónde pueden llegar los “Diablos Rojos”, es decir, si esa vitola de “tapado” que se le atribuía a comienzos de la cita mundialista se consuma o si, por el contrario, todo queda en decepción y Los Flamencos vuelven a caer en su ronda maldita.

Por otro lado, los estadounidenses, podríamos decir que tras haber alcanzado los octavos de final al pasar uno de los grupos, a priori, más fuertes, han cumplido y que todo lo positivo que logren alcanzar a partir de ahora sería un premio, así pues, no cuentan con gran presión. Veremos si este detalle se convierte en un hándicap para los jugadores de Klinsmann o en un bálsamo que les ayude a desplegar un buen juego. En consonancia con esto, cabe recordar que en el Mundial de Sudáfrica de 2010 también jugó los octavos de final tras dar la sorpresa al terminar la fase de grupos liderando el suyo y condenando a Inglaterra al segundo puesto. Sin embargo, Ghana mandó a los norteamericanos a casa en la prórroga convirtiendo así el sueño yanqui en mera ceniza.

De esta manera, nos aguarda un partido muy intenso y muy físico en el que ambos combinados buscarán certificar el billete a los cuartos de final y seguir soñando, por qué no, con este Mundial de Brasil 2014.

El encuentro se disputa en el estadio Arena Fonte Nova de la ciudad de Salvador de Bahía y será arbitrado por el colegiado argelino Djamel Haimoudi.

XI Bélgica:

Courtois – Alderweireld, Kompany, Van Buyten, Vertonghen – Wistel, Fellaini, De Bruyne – Hazard, Mertens, Origi.

XI EEUU:

Howard, Gonzalez, Bradley, Besler, Beasley, Dempsey, Bedoya, Jones, Zusi, Cameron, Johnson.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *