Australianos y surcoreanos, a la conquista de Asia

 

La Copa Asiática 2015 ya conoce a los dos finalistas que se disputarán el título de campeón de la confederación asiática. La anfitriona Australia y la selección de Corea del Sur se enfrentarán el próximo sábado a las 10:00 ( hora española ) en una final muy emocionante.

Ambos equipos han desarrollado una trayectoria similar en su camino hasta la final, pero con un estilo de juego diferente. Mientras que el fútbol de los “canguros” parte de la solidez defensiva y un buen juego por bandas para acabar rematando por medio de su delantero y leyenda, Tim Cahill, los surcoreanos apuestan más por un juego combinativo y vertical en la parte de arriba, donde sus delanteros son rápidos y asociativos. Su gran peligro es el extremo del Leverkusen, Son, quien con su calidad y gran golpeo de balón es la principal baza de su selección.

Foto vía: www.sport.es

Foto vía: www.sport.es

 

Para llegar a la final, los australianos, tuvieron que vencer a la gran revelación del torneo, Emiratos Árabes. Una selección comandada por su 10 Omar, para mi el mejor jugador del torneo. Un joven centrocampista de 23 años que puede jugar tanto de medio centro como detrás del delantero. Su asociación con los compañeros, su control de balón y su último pase, me hacen pensar que hay en el joven Omar un proyecto de buen futbolista. El partido tuvo siempre color amarillo y con los goles en la primera mitad de Sainsbury y Davidson hicieron imposible el sueño de Emiratos Árabes de llegar a la final.

Omar, controlando un balón en la Copa Asia 2015

Omar, controlando un balón en la Copa Asia 2015

 

Corea del Sur, también ganó cómodamente su semifinal. Tras un nuevo 2-0,  los surcoreanos vencieron a una Iraq, quizás un tanto cansada debido al desgaste realizado en unos cuartos de final espectaculares ante Irán, donde hicieron falta 120 minutos, 6 goles y 13 después en la tanda de penaltis para decidir quién sería el cuartofinalista.

 

Foto vía: www.afa.com

Foto vía: www.afa.com

Ahora ya solo queda esperar quién relevará a Japón como campeón del continente asiático. Corea del Sur intentará levantar un título que no consigue desde 1960, mientras que Australia querrá brindar un triunfo a su país que le nombre como campeó continental.

 

 

 

 

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *