El Sevilla sufre para poner un pie en octavos

Sevilla y Borussia Mönchengladbach se vieron las caras la pasada tarde-noche en el encuentro de ida de los dieciseisavos de final de la Uefa Europa League. Los de Emery llegaban al encuentro con la moral alta tras haber vencido al Córdoba en Liga el pasado fin de semana por 3 goles a 0. También con buenas sensaciones llegaban los alemanes, que, tras vencer por 1 a 0 al Colonia habían logrado recuperar el tercer puesto en la Bundesliga.

El partido comenzó con un claro dominio del conjunto bávaro, cuyo fútbol se impuso con superioridad al de los hispalenses. Este dominio se extendió durante los primeros 45 minutos, a lo largo de los cuales los andaluces mantuvieron la igualada gracias, en buena parte, a las brillantes intervenciones del guardameta canterano Sergio Rico, que evitó en varias ocasiones que los germanos se adelantaran en el marcador. El Sevilla, por su parte, dispuso también de alguna llegada peligrosa al arco de Sommer, pero fue incapaz de materializarlas. Así se llegó al fin de la primera mitad, con 0 a 0 en el marcador y con la sensación de que el conjunto de Nervión tenía que reaccionar si no quería que la eliminatoria se pusiese aún más complicada.

Por suerte, Emery parecía ser consciente también de la situación que atravesaba su equipo Apenas pasados 10 minutos del inicio de la segunda mitad, el técnico vasco optó por sentar a Reyes para dar entrada al portugués Diogo Figueiras; una decisión muy protestada por los aficionados sevillistas, pero que marcaría realmente el resto del encuentro en favor del conjunto local.

A partir de entonces, el Sevilla comenzó a encontrar su sitio en el partido y las ocasiones comenzaron a llegar, las más claras por parte de Bacca y Banega. Los alemanes tampoco bajaban el pistón, lo que hizo que el partido se volviera realmente atractivo para el espectador. Sin embargo, la suerte cayó del lado de los andaluces. En el minuto 70, tras un genial pase de Pareja a Diogo, el luso mandó un centro al punto de penalti que fue cazado por Iborra, cuyo remate se coló a duras penas en la portería de Sommer tras golpear el poste. Llegaba así el 1 a 0, un tanto muy celebrado por jugadores y aficionados, pues puede valer el pase a octavos de final.

Tras el gol, los alemanes volvieron a tener el control del juego y buscaron el empate con alguna llegada, pero un Sevilla muy bien plantado en defensa y el buen momento que atraviesa Sergio Rico lo impidieron. Los de Emery, por su parte, dispusieron también de ocasiones para aumentar la ventaja en el marcador en los últimos compases del partido. No obstante, ninguno de los dos bandos logró modificar el marcador, y el árbitro Aleksandar Stravev señaló el final del encuentro.

El Sevilla cosechó así una valiosa victoria con la que afrontar el partido de vuelta que tendrá lugar la próxima semana en Mönchengladbach, si bien los de Emery no deberían relajarse si desean seguir en Europa al menos una ronda más.

Ficha Técnica:

Sevilla FC: Sergio Rico, Aleix Vidal (Deulofeu, minuto 92), Nico Pareja, Daniel Carriço, Fernando Navarro, Iborra, Krychowiak, José Antonio Reyes (Diogo, minuto 54), Éver Banega (Denis Suárez, minuto 87), Vitolo y Bacca.
Borussia Mönchengladbach: Sommer, Jantschke, Stranzl, Domínguez, Wendt, Kramer, Xhaka, Hazard, Johnson, Raffael (Kruse, minuto 79) y Hrgota (Hermann, minuto 69).
Goles: 1-0, Iborra (70′)
Arbitraje: Aleksandar Stravev. Amonestó a Jantschke, Xhaka, Vitolo, Stranzl, Kramer y Daniel Carriço.
Estadio: Ramón Sánchez Pizjuán. Partido de ida de Dieciseisavos de final de la Uefa Europa League

Fotografía: Sevilla FC

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *