Triunfa la suerte

Esta misma tarde, a las 17.00 horas se ha disputado uno de los partidos más esperados de la jornada, el Villarreal – Sevilla, en el cual ambos equipos luchaban por una importante plaza liguera. Los de Marcelino venían de perder por dos veces seguidas en Europa frente al vigente campeón y llegaban con hambre de revancha. En cambio, lo sevillanos se plantaban en El Madrigal con mucha confianza tras haber superado los octavos de final frente al ‘submarino’.

El partido empezó con los de Unai Emery replegados atrás, como acostumbran los sevillanos. Los locales tomaron la batuta y se apoderaron bien pronto de la posesión del partido. En seguida llegaron las primeras ocasiones de peligro a favor del Villarreal que siempre eran rechazadas por el equipo rival. Un larguero de Moi y un disparo de Campbell que Nico Pareja sacó bajo palos fueron las ocasiones más claras para los amarillos. El Sevilla creaba peligro a la contra pero sin ninguna señal de control del juego.

Ya en la segunda parte, el combinado dirigido por Marcelino continuó con su plan de juego, hasta el momento aplastante. La sorpresa llegó cuando tras un disparo de Coke el balón entraba llorando a la meta del internacional Asenjo tras golpear antes en el palo. El equipo se vino abajo y el Sevilla comenzó a crear llegando a anotar el segundo gol por obra de Vitolo. El conjunto local siguió intentando perforar la meta de Rico pero una vez más el palo y los defensores del Sevilla detuvieron las acometidas del rival.

El Sevilla salió airoso de un encuentro en el cual no jugó del todo bien ni controló el partido en ningún momento. Se llevaron esos valiosos tres puntos para una ciudad que vive en una nube tras firmar esa quinta plaza liguera que les permite soñar con Champions y por superar los octavos de la Europa League.

Foto portada: globovision.com

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *