Análisis Sevilla FC 15/16

sevilla-15-16El Sevilla FC afronta la campaña de la vuelta a Champions, el objetivo recurrente al que se ha abonado el club desde su conversión en el Sevilla de los títulos. En esta ocasión, desde la dirección deportiva han intentado evitar los errores cometidos con la planificación deportiva las últimas campañas de Champions y se han traído opciones A de fichaje; se ha reforzado la plantilla con jugadores contrastados, con calidad y grandes promesas del balón.

La continuidad de Unai Emery al frente del equipo garantiza que siga explotando el mismo modelo y las incorporaciones de los Immobile, N’Zonzi, Krohn-Deli, Konoplyanka, Ramí, Kakuta, Escudero y Mariano deben ser garantía suficiente para esperar lo máximo, una temporada más, del mejor club de Europa durante la última década, junto con el Barça. Las salidas del equipo de Aleix Vidal y Carlos Bacca han sido las ventas importantes en Nervión, impidiendo salidas de otros hombres fundamentales y pretendiendo aterrizar en la competición de clubs más importante del mundo con todas sus estrellas.

10835053_10153484132716833_2711560858897438214_o

Objetivos

El objetivo del Sevilla FC para esta temporada no puede ser otro que el éxito. Tras dos campañas consecutivas consiguiendo un título, los aficionados sevillistas tienen este año otro título más en el punto de mira. Está claro que la Champions League, a día de hoy, es un imposible. En esta competición el club debe intentar hacer el mejor papel e intentar llegar lo más lejos posible. La clasificación para cuartos de final, dejaría contentos tanto a aficionados como dirigentes y a partir de ahí, luchar todo lo que se pueda. En lo que se refiere a competición doméstica, el Sevilla FC está obligado a conseguir la cuarta plaza como mínimo; sólo así podría mantener un plantel como el actual para la temporada siguiente y es la única garantía de conservación de estrellas en Nervión. El crecimiento del Sevilla FC y la mira hacia otros objetivos pasa clara y necesariamente por la consolidación del club como equipo Champions.

Pero dejando a un lado la Champions y la Liga BBVA, el club tiene que poner sus cinco sentidos en la Copa del Rey. Es el camino menos dificultoso que se puede recorrer en Nervión para conseguir otro entorchado que engorde las vitrinas de trofeos sevillistas. No será fácil en una temporada exigente en la que deberán dar el máximo en cada partido de Liga y afrontar la Champions con la mejor preparación posible, pero sin duda alguna, es una competición que gusta en Nervión y que puede significar que la temporada sea un éxito.

Sobre el campo

Unai Emery es un técnico que da minutos a todos los jugadores, un entrenador de rotaciones. Además, con la exigencia que tendrá esta temporada el equipo, debido a la cantidad de partidos a disputar, será raro ver que repita el mismo once durante la temporada. Esto no quiere decir que el de Hondarribia no tenga un equipo titular del que partir, al contrario. Lo tiene muy claro.

tactica

Este año volveremos a ver al Sevilla con un 4-2-3-1. En la portería debe jugar sin duda Sergio Rico, aunque Unai confía mucho en Beto y no obstante ya le ha dado la Supercopa de Europa al luso en lo que muchos aficionados consideraron un gran error que costó el partido. La línea defensiva estará formada por dos laterales con mucha proyección en ataque. Coke por la derecha encontrará la competencia de Mariano, que ha demostrado en las pocas oportunidades que ha disfrutado tener mucho que ofrecer y saber cómo ofrecerlo. En el flanco izquierdo Tremoulinas es indiscutible. En su puesto pueden jugar Escudero y Kolo, aunque Emery prefiere a este último de central. En el centro de la defensa Carriço es indispensable para Unai. Sacrificio, fuerza, calidad y pasión. Todo junto en cada partido, dando el 200%, acompañado por Ramí o Pareja, aunque el argentino tiene hasta 2016 con su lesión, pero también era pieza fundamental para el técnico debido a su calidad para poner balones largos tanto en juego, como a balón parado.

Krychowiak

En el centro del campo está claro: el General. Dos mediocentros defensivos donde Krychowiak es fundamental, pieza clave para el cuerpo técnico, compañeros y afición. El clásico box to box inglés que Unai lleva a su máximo exponente. Lo juega todo, no se lesiona y no falla. Garantía en la recuperación del balón, que este año estará acompañado por el francés N’Zonzi; proviene del Stoke inglés y tiene una calidad, un juego aéreo muy potente y una proyección magnífica. En estos puestos no debemos olvidar a Iborra o a Krohn-Dehli, que ha llegado este año y ya ha demostrado por qué a su edad sigue siendo una pieza importante para cualquier equipo. Cristóforo este año parte de cero, recuperado de su doble lesión de rodilla, y con ganas de demostrar todo el fútbol que lleva en sus botas a pesar de su juventud.

Por delante del cerrojo de Unai se sitúa la línea de creación. Los mediapuntas son decisivos en la idea de ataque del técnico del Sevilla. Todos deben poder jugar por cualquier parte del campo. Además, a esto se unen los laterales, convirtiéndose en extremos, creando superioridades en la banda doblando a sus compañeros. El fijo es Banega, por el centro, que es el arquitecto de este Sevilla. Cuando el argentino no está, el encagado es Denis Suárez, quien este año debe terminar de explotar y ser más decisivo sobre el juego de los hispalenses. También puede actuar en la banda, pero ahí sobre todo veremos a Vitolo y a Reyes. El canario es una máquina bien engrasada, con sacrificio, calidad y llegada a portería. El de Utrera, capitán de la primera plantilla, es la calidad personificada. Él no corre, se desliza sobre el terreno de juego para ver los mejores espacios y poner los mejores balones. Además, Unai ha conseguido exprimirlo y sacar un sacrificio superlativo por su parte. Este año, en la mediapunta, veremos también a la promesa del futbol del este de Europa: Konoplyanka. Anhelado por una veintena de equipos de primer nivel en toda Europa, Monchi fue capaz de convencerlo y el club le mima para conseguir sacar de él lo mejor que tiene. Será muy normal verlo jugar por la izquierda, recortando hacia dentro y lanzar a puerta con gran calidad para acabar la jugada. Otra opción con la que contará Unai este año es la de Kakuta. El francés, tras una gran temporada en el Rayo, quiere demostrar que tiene calidad suficiente como para jugar en un club top de Europa.

Para la delantera, Unai tiene dos nombres: Kevin Gameiro y Ciro Immobile. El francés es garantía de gol. Cada temporada acaba rondando la veintena de goles aún no siendo titular indiscutible, pero su sacrificio, entrega y calidad, que tiene y mucha, son sus avales para siempre conseguir los objetivos. El italiano, por el contrario, llega nuevo a este equipo de Champions con la promesa de volver a convertirse en el ariete que maravilló a Europa en el Torino italiano.

La alternativa a este sistema la encuentra Unai Emery metiendo en el campo dos delanteros, prescindiendo de un mediocentro, poniendo en su posición al mediapunta central y utilizándolo sobre todo en el Sánchez-Pizjuán, si bien en alguna ocasión lo ha utilizado como visitante. ¿Por qué utiliza Unai esta variante? La pone en marcha cuando quiere cerrar rápido un partido y ve que el potencial atacante del Sevilla puede sobrepasar con creces el defensivo del contrario.

Lo más PLUS

monchi-copa-uefa-europa-league

Sin duda alguna, Monchi es un año más LO MÁS     PLUS en este Sevilla que, de nuevo, tiene mucho que ofrecer. El equipo armado por el “León de San Fernando” promete mucho, mucho juego y diversión al aficionado. Los fichajes de Immobile, Konoplyanka, N’Zonzi, Krohn-Dehli y Ramí son muy importantes para el club, ya que deben suponer un salto de calidad importante en la temporada Champions. También Mariano tiene mucho que ofrecer y se espera un buen crecimiento tanto por su parte como por la del español Escudero, que vienen a completar una plantilla excepcional; la mejor del Sevilla en los últimos años. Se espera mucho, muchísimo, del ucraniano, al que el club está mimando hasta tal punto que ha fichado para el filial a la mayor promesa ucraniana del momento, otro extremo de 19 años, que facilite la aclimatación y adaptación de ambos al Sevilla FC. El italiano, por su parte, viene como hombre importante en la delantera. El gol no se le espera, sino que se le exige, ya que la inversión del club en él ha sido bastante importante. Tendrá el difícil papel de sustituir a Carlos Bacca y también tendrá que llenar con goles el vacío que ha dejado su marcha a Milán. También pone mucho a los aficionados ver la pareja formada por N’Zonzi y Krychowiak. Si funcionan bien, por ahí no debería pasar ni un alfiler y pueden convertirse en el mejor centro del campo defensivo de Europa. Por lo demás, la línea defensiva (la más cuidada siempre por Unai) debe ser el cerrojo que fue el año pasado y en la portería Sergio Rico debe asentarse tanto en el club como en la selección española, con la que debutó la temporada pasada.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *