¡Nu-NO!

Como se muestra en la fotografía de portada, ahora mismo Nuno Espírito Santo, entrenador del Valencia CF, debe estar con el agua al cuello. Tras el último pinchazo en Mestalla contra Las Palmas (1-1), la afición se ha visto desbordada por la situación y se ha manifestado con infinitudes de silbidos y un largo tiempo sacando los pañuelos. El equipo no juega al fútbol y cuando se adelanta en el marcador no va a por el segundo gol, si no que permite jugar al adversario y se encierra atrás inexplicablemente. El 1-5 de Balaídos fue un espejismo que esperemos se diluya contra el Zenit.

Corrían las 21:45h de la noche en las afueras de Mestalla. Ambiente enrarecido respecto a otras ocasiones. Poca gente y mucho frío. Era el preludio de una noche para olvidar en Mestalla. A las 22:00h rueda la pelota en el feudo ché y el Valencia CF empieza dominando. Fruto de ello los pupilos de Nuno abren la lata gracias a un jugada de André Gomes por banda izquierda. El mediapunta luso se zafó para servir en bandeja a Paco Alcácer el 1-0. El de Torrent estuvo en su salsa y fue de lo poco salvable en el Valencia junto a Jaume el portero y André Gomes.

Diez minutos de reloj fue lo que duró el Valencia en el terreno de juego. Fue como una vela apagada en medio de un manicomio. El conjunto de Quique Setién le arrebató la pelota a los blanquinegros y generaron peligro gracias a las magníficas internadas de Jonathan Viera que regresaba a Mestalla y los desmarques rápidos de Araujo. Se llegaba así al descanso en la capital del Turia. En la reanudación, el equipo canario se adueñó del balón y durmieron a un Valencia indolente y desalmado. Entonces fue cuando Viera empataba el choque a merced de un disparo con rosca que Jaume no pudo parar. Se cumplió la ley del ex pero el canario no celebró el gol, -ya lo había avisado en unas declaraciones que realizó en zona mixta-. Los pitos en Mestalla, habituales desde esta temporada, comenzaron a resonar más fuerte conforme avanzaban los minutos ante la desesperación ché. Los jugadores valencianistas no eran capaces de hilar dos pases seguidos bien y Las Palmas se aprovechaba para hincar más el diente valerosamente.

La lesión de Mustafi se unió a la lista de horrores en la noche de ayer. Entró Vezo por el alemán, cosa que disgustó a la mayoría de aficionados valencianistas porque se trataba de un cambio defensivo. La afición, que es soberana según Nuno, pedía un cambio ofensivo como podría haber sido la entrada del joven Rodrigo De Paul, que esta vez sí entró en la convocatoria pero no jugó ni un solo minuto. Pero no, Nuno está ciego y no toma decisiones precisas, concisas y coordinadas que beneficien al equipo en su totalidad. Los canarios, ante la tragedia que se estaba viviendo en Mestalla, se lanzaron al ataque para asaltar el feudo valencianista, y no lo lograron por poco. Entre los paradones de Jaume Doménech, un palo y los desafortunados chuts de Momo y Tana, Las Palmas no pudo llevarse un mejor resultado que merecieron en todo momento.

Santi Mina y Abdennour gozaron en sendas ocasiones del 2-1 pero Javi Varas detuvo el lanzamiento del vigués y el disparo del tunecino se marchó a las nubes. Al final tablas en el marcador (1-1) y pitada y pañolada monumental a Nuno, que se marchó del campo escuchando altamente al unísono el famoso cántico de: “Nuno vete ya”. El santotomense se creó un perfil de twitter hace unos días, pienso que lo van a mencionar acribillándole a críticas. Los próximos partidos del Valencia CF son contra el Zenit, Sevilla, Barakaldo, FC Barcelona y Olympique de Lyon. Son 5 exámenes: 2 partidos de liga, 2 de champions y uno de Copa del Rey. La guillotina a Nuno está cerca, sin idea de juego clara y nula capacidad de reacción.

“Cuando Jaume es el mejor en casa, muchos errores hemos cometido”

Fueron palabras de un Nuno distante con los periodistas en rueda de prensa. Su actitud no ayuda al equipo. Nuno está acobardado. Nunistas quedan pocos, serán una minoría porque la mayoría de los aficionados ché lo quieren ver fuera del Valencia. El movimiento antinunismo sigue en alza, y el miércoles si el Valencia no saca algo positivo de su visita a Rusia, la afición perderá los estribos de la paciencia. Es difícil volar cuando esperas la caída, así que “valencians, en peu alcem-se”.

pañolada

La pañolada, en acción.                        EFE

-Euforia por el Periodismo. Información al detalle.
-Opinión.
-Reportajes | Entrevistas | Análisis
-Desde agosto del 95 viviendo el fútbol como si fuera lo último que existiese.
-Valencia CF |@PlusValencia | @PlusFutbol
-“Demosiografía futbolística”.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *