La cuarta plaza está cerca

El Villarreal viajaba a la capital de España para afrontar uno de los partidos más complejos de la campaña, se enfrentaba al Real Madrid. El conjunto local se jugaba ‘a priori’ más que el submarino, pues con las victorias del Barcelona y Atlético Madrid la Liga se les podía escapar. Por la otra parte, el Villarreal se disponía a jugar un partido a sabiendas que todos sus rivales directos se habían dejado puntos.

Con cuatro jornadas por delante el Villarreal tiene las cosas muy encarriladas para conseguir finalmente el objetivo de la cuarta plaza. Hoy, tras el empate del Celta y las consecutivas derrotas del Athletic Club y Sevilla las cosas no empeoran con la caída de los groguets ante el Madrid. Ahora, el Sevilla se aleja a 11 puntos, lo que pone las cosas muy difíciles a los de Emery para encontrar alguna opción de acabar cuartos. Los andaluces deberían ganar todos los partidos restantes, que el Villarreal los perdiera todos y Celta y Athletic pincharan en dos ocasiones.

Por lo que respecta a las posibilidades del Athletic son también escasas, pero más amplias. Sus próximos choques son Levante, Celta, Las Palmas y Sevilla. Los vascos deberían ganar tres de los cuatro partidos que restan y que el Villarreal no puntuara en tres de ellos. Por otra parte esta el Celta, el que mejor lo tiene de los tres, aunque también lejano. Con sumar en más de dos partidos que el Villarreal le arrebataría la plaza ya que el gol average les es favorable. Sus próximos rivales son Granada, Athletic, Málaga y Atlético.

El Villarreal se enfrenta a un calendario final que sonríe a su favor. En él hay dos choques en casa en los que el Villarreal parte como favorito, Deportivo y Real Sociedad y otros dos fuera, Valencia y Sporting que se presentan más complejos de los que a simple vista parezca.

Fotoportada: eurosport.es

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *